Destinos no seguros de gestación subrogada

Por (embrióloga).
Actualizado el 20/07/2016

La gestación subrogada no está permitida en España puesto que la ley 14/2006 sobre técnicas de reproducción humana asistida indica que el contrato de subrogación es nulo de pleno derecho y que la madre es la mujer que da a luz.

Por esta razón, la personas y parejas que necesitan la gestación por sustitución para lograr su deseo de ser padres necesitan viajar a otros países del mundo en los que se aplica esta técnica.

Países para la gestación subrogada

Entre los diferentes destinos posibles existen países cuya legislación está bien establecida y otros en los que la ausencia de ley que prohiba o permita la técnica lleva a la práctica de la misma de una forma menos segura y con pocas garantías legales.

Estados Unidos, Canadá, Ucrania, Georgia, Grecia o Rusia son los destinos más comunes principalmente por sus condiciones legales. Además de los aspectos legislativos, existen otros factores que como el precio que hacen que una persona o pareja se decida finalmente por un país u otro.

Por otra parte, encontramos países como India, Tailandia, Nepal o Camboya a los que muchas parejas recurren o recurrían principalmente por el menor coste de la técnica, a pesar de la poca seguridad legal o las condiciones poco éticas y respetuosas del proceso.

Hace relativamente poco tiempo, tanto Tailandia como India establecieron nuevas normativas en referencia a la gestación por sustitución debido a los escándalos y problemas acontecidos al respecto.

Las condiciones en las que se realizaba la subrogación no respetaban a las mujeres gestantes ni se hacían de una forma ética, por lo que hacían pensar más en explotación de la mujer y tráfico de bebés que en gestación subrogada.

El bajo coste debido a las condiciones y al nivel socio-económico de estos países atraía a numerosos pacientes extranjeros, los cuales podían tener problemas posteriores por la falta de seguridad jurídica. Por estos motivos, se cerró esta oportunidad a los pacientes extranjeros.

Tras el cierre de India y Tailandia como destino "hiper-económico", surgieron otros como Nepal o más recientemente Camboya. A continuación explicamos algunas particularidades de estos destinos.

Gestación por sustitución en Nepal

Nepal no cuenta actualmente con una regulación específica del proceso de gestación por sustitución. El vacío legal puede llevar a complicaciones durante el embarazo o tras el nacimiento del bebé.

Algunos ejemplos de situaciones problemáticas los encontramos en casos en que la gestante quiere quedarse al bebé. En casos así, los padres podrían tener problemas para reconocer al bebé como suyo y salir del país con él.

También cuando los padres no quieren finalmente hacerse cargo del bebé por ejemplo porque ha nacido con alguna anomalía. La gestante tampoco quiere quedarse con el bebé y por tanto éste pasa a una situación de desamparo.

Cuando no hay regulación, no quedan establecidas las formas de actuación en casos problemáticos llevando a consecuencias que dejan por tierra los derechos de los menores, los padres de intención y/o la gestante.

Además, podría confundirse el tráfico de bebés con procesos de gestación subrogada. Por estas cosas, el Tribunal Supremo del país está planteando bloquear todos los procesos.

Camboya, nuevo destino de subrogación

Tras el cierre de Tailandia e India, además de a Nepal, muchas de las clínicas que ofertaban la gestación subrogada en estos destinos se trasladan a Camboya.

Camboya es otro de los destinos que se rigen por la premisa de "lo que no está prohibido, está permitido". No existe una ley que regule la gestación subrogada en este país. Por ello, no hay garantías legales ni seguridad jurídica del proceso de subrogación por lo que realizar esta proceso en Camboya está totalmente desaconsejado.

A pesar de que hay agencias y clínicas que ofrecen este destino como una opción, es importante resaltar que no existe una ley que garantice los derechos y obligaciones tanto de la gestante como de los futuros padres, por lo que los posibles riesgos posibles son elevados.

Desde Babygest recomendamos evitar destinos sin regulación concreta sobre la gestación subrogada y asegurarse de que la técnica se realiza en un país cuya legislación establezca unas garantías.

En este caso, es fundamental conocer las condiciones concretas, pues se corre los mismos riesgos realizando la gestación subrogada en un país sin ley que en un destino cuyos requisitos legales no se cumplen.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Autores y colaboradores

 Andrea Rodrigo
Andrea Rodrigo
Embrióloga
Licenciada en Biotecnología por la Universidad Politécnica de Valencia (UPV) con Máster Universitario en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida, impartido por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Postgrado de Experto en Genética Médica. Más sobre Andrea Rodrigo

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.