Elegir el sexo del bebé

Por (embrióloga) y (ginecólogo).
Actualizado el 05/07/2019

El preferir un niño o una niña cuando se está buscando el embarazo es algo común en la sociedad. Sin embargo, es ahora cuando las nuevas tecnologías de reproducción asistida permiten esta posibilidad con garantías y por ello, cada día son más las parejas que solicitan la opción de elegir el sexo de su futuro bebé.

No todos los países se muestran favorables a la elección de sexo por simple deseo de los padres y no por fines terapéuticos. Por ello, aquellos cuya legislación lo permite reciben numerosos turistas movidos por el deseo de tener un hijo del sexo preferido.

Análisis genético con fines terapéuticos

La Ley española de Técnicas de Reproducción Humana Asistida considera una infracción grave la selección del sexo o la manipulación genética con fines no terapéuticos o terapéuticos no autorizados.

En España únicamente se permite la aplicación de las técnicas de selección embrionaria con la finalidad de evitar el nacimiento de niños con anomalías genéticas graves. Enfermedades ligadas al sexo como la hemofilia o el daltonismo, las padecen generalmente los hombres por lo que se seleccionarán embriones del sexo femenino con el objetivo de impedir el desarrollo de la enfermedad.

Rusia, Canadá o Reino Unido muestran legislaciones similares a la española, ya que descartan la selección no terapéutica, admitiendo con ciertos requisitos la selección de género con un fin médico.

Por el contrario, países como Estados Unidos, México, Jordania, Nigeria, Panamá, Tailandia o la India admiten la selección de sexo con fines no terapéuticos, es decir, con la única finalidad de cumplir el deseo de los padres.

Selección de sexo en Estados Unidos

Estados Unidos es uno de los países más comunes en gestación subrogada por ser el que cuenta con mayor experiencia y garantía legal. Tanto para una fecundación in vitro (FIV) convencional como en los casos de gestación subrogada, se permite la selección del sexo de los embriones.

La legislación americana entiende que es posible que una pareja quiera el equilibrio familiar con el objetivo de experimentar la crianza de ambos sexos.

Según datos de un estudio sobre selección de sexo en Estados Unidos:

  • El 26,6% buscan la "parejita" y el 73,3% tenían ya dos o más hijos
  • De las parejas que eligen el sexo, el 48,4% prefieren niña y el 51,6% niño.

Es importante destacar que existe un equilibrio en cuanto a preferencias entre parejas occidentales, lo cual no ocurre en parejas procedentes de China o India que muestran preferencia por el género masculino.

Cerca del 50% de los tratamientos de DGP (técnica que permite el análisis genético del embrión) realizados en Estados Unidos únicamente buscan conocer el sexo del bebé y no determinar la presencia de alguna anomalía genética.

La gestación subrogada es el tratamiento de reproducción asistida que más engaños y dudas genera. La transparencia es uno de nuestros rigurosos criterios a la hora de recomendar clínicas y agencias. Puedes usar esta herramienta para obtener un informe de situación actualizado con todos los detalles para resolver tus dudas y evitar engaños.

¿Cómo se selecciona el género de los embriones?

Son dos las técnicas principales que permiten conocer el sexo del futuro bebé antes de la transferencia y posterior implantación del embrión, e incluso una de ellas, antes de la propia fecundación.

Diagnóstico genético preimplantacional

El DGP consiste en extraer una célula del embrión antes de la transferencia y analizarla sus cromosomas, de tal manera que podremos conocer el sexo del embrión. Esta es la técnica empleada en los casos de selección terapéutica. La fiabilidad del diagnóstico es cercana al 100%.

Clasificación del semen

La clasificación del semen (en inglés, sperm sorting o MicroSort) es una técnica que separa los espermatozoides en función de su peso y tamaño. Los espermatozoides con dotación genética X tiene un 2% más ADN y son más grandes en comparación con los espermatozoides con cromosoma Y.

Una vez separados los espermatozoides, únicamente emplearemos para la fecundación in vitro aquellos que tengan el cromosoma del sexo que deseamos, X si queremos niña e Y si buscamos un niño.

La fiabilidad de esta técnica no es del 100%. De hecho, según un estudio estadounidense, el éxito cuando se desea el sexo femenino es del 90% y cuando se desea niño del 73%.

Preguntas de los usuarios

¿Cómo se hace la FIV con selección de sexo?

Por Dr. Joel G. Brasch (ginecólogo).

El DGP se realiza mediante biopsia de un blastocisto, enviando algunas células al laboratorio genético y transfiriendo el embrión euploide, es decir, un embrión con 46 cromosomas.

La paciente sabrá el sexo del embrión y podrá elegir transferir el embrión del sexo que prefiera. El DGP permite un tratamiento más eficaz y una transferencia electiva de un solo embrión.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Bibliografía

Autores y colaboradores

 Andrea Rodrigo
Andrea Rodrigo
Embrióloga
Licenciada en Biotecnología por la Universidad Politécnica de Valencia (UPV) con Máster Universitario en Biotecnología de la Reproducción Humana Asistida, impartido por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Postgrado de Experto en Genética Médica. Más sobre Andrea Rodrigo
Dr. Joel G. Brasch
Dr. Joel G. Brasch
Ginecólogo
El Dr. Joel Brasch es el Director Médico de Chicago IVF, fundado en 2005. Está certificado por la American Board of Obstetrics and Gynecology (Junta Americana de Obstetricia y Ginecología), y tiene más de 25 años de experiencia directa en el tratamiento de la fertilidad y el cuidado reproductivo. También es el Director de la División de Endocrinología Reproductiva e Infertilidad del Centro Médico Mount Sinai. Más sobre Dr. Joel G. Brasch

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.