El preferir un niño o una niña cuando se está buscando el embarazo es algo común en la sociedad. Sin embargo, es ahora cuando las nuevas tecnologías de reproducción asistida permiten esta posibilidad con garantías y por ello, cada día son más las parejas que solicitan la opción de elegir el sexo de su futuro bebé.

No todos los países se muestran favorables a la elección de sexo por simple deseo de los padres y no por fines terapéuticos. Por ello, aquellos cuya legislación lo permite reciben numerosos turistas movidos por el deseo de tener un hijo del sexo preferido.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

Análisis genético con fines terapéuticos

La Ley española de Técnicas de Reproducción Humana Asistida considera una infracción grave la selección del sexo o la manipulación genética con fines no terapéuticos o terapéuticos no autorizados.

En España únicamente se permite la aplicación de las técnicas de selección embrionaria con la finalidad de evitar el nacimiento de niños con anomalías genéticas graves. Enfermedades ligadas al sexo como la hemofilia o el daltonismo, las padecen generalmente los hombres por lo que se seleccionarán embriones del sexo femenino con el objetivo de impedir el desarrollo de la enfermedad.

Rusia, Canadá o Reino Unido muestran legislaciones similares a la española, ya que descartan la selección no terapéutica, admitiendo con ciertos requisitos la selección de género con un fin médico.

Por el contrario, países como Estados Unidos, México, Jordania, Nigeria, Panamá, Tailandia o la India admiten la selección de sexo con fines no terapéuticos, es decir, con la única finalidad de cumplir el deseo de los padres.

Selección de sexo en Estados Unidos

Estados Unidos es uno de los países más comunes en gestación subrogada por ser el que cuenta con mayor experiencia y garantía legal. Tanto para una fecundación in vitro (FIV) convencional como en los casos de gestación subrogada, se permite la selección del sexo de los embriones.

La legislación americana entiende que es posible que una pareja quiera el equilibrio familiar con el objetivo de experimentar la crianza de ambos sexos.

Según datos de un estudio sobre selección de sexo en Estados Unidos:

  • El 26,6% buscan la “parejita” y el 73,3% tenían ya dos o más hijos
  • De las parejas que eligen el sexo, el 48,4% prefieren niña y el 51,6% niño.

Es importante destacar que existe un equilibrio en cuanto a preferencias entre parejas occidentales, lo cual no ocurre en parejas procedentes de China o India que muestran preferencia por el género masculino.

Cerca del 50% de los tratamientos de DGP (técnica que permite el análisis genético del embrión) realizados en Estados Unidos únicamente buscan conocer el sexo del bebé y no determinar la presencia de alguna anomalía genética.

Si estáis interesados en viajar a Estados Unidos por gestación subrogada, con o sin selección de sexo, o cualquier otro país como Ucrania, donde también se permite, no dejéis de visitar el proyecto Surrofair, donde podréis contactar directamente con varias clínicas en base a vuestro caso concreto y obtener la mejor información gratis y sin compromiso alguno.

También os invitamos a contactar con Lucy, nuestra asistente virtual especializada en gestación subrogada. Ella os irá guiando a través de una serie de preguntas hasta dar con el destino que mejor se adapta a vuestro caso y modelo familiar.

¿Cómo se selecciona el género de los embriones?

Son dos las técnicas principales que permiten conocer el sexo del futuro bebé antes de la transferencia y posterior implantación del embrión, e incluso una de ellas, antes de la propia fecundación.

Diagnóstico genético preimplantacional

El DGP consiste en extraer una célula del embrión antes de la transferencia y analizarla sus cromosomas, de tal manera que podremos conocer el sexo del embrión. Esta es la técnica empleada en los casos de selección terapéutica. La fiabilidad del diagnóstico es cercana al 100%.

Clasificación del semen

La clasificación del semen (en inglés, sperm sorting o MicroSort) es una técnica que separa los espermatozoides en función de su peso y tamaño. Los espermatozoides con dotación genética X tiene un 2% más ADN y son más grandes en comparación con los espermatozoides con cromosoma Y.

Una vez separados los espermatozoides, únicamente emplearemos para la fecundación in vitro aquellos que tengan el cromosoma del sexo que deseamos, X si queremos niña e Y si buscamos un niño.

La fiabilidad de esta técnica no es del 100%. De hecho, según un estudio estadounidense, el éxito cuando se desea el sexo femenino es del 90% y cuando se desea niño del 73%.

2 comentarios

  1. avatar
    RAULME

    Me parece una insensibilidad y falta de ética enorme ofrecer la posibilidad de seleccionar el sexo si no hay una causa médica. Por qué es mejor tener un hijo o una hija? De ahí a la selección de características físicas y psíquicas hay un paso más pequeño de lo que creemos y eso si que es una locura moral muy grande.
    Espero que la gente que selecciona el sexo de su bebé lo haga con cabeza y no por el simple capricho de comprar vestiditos o tener a un ejecutivo en casa.

  2. avatar
    Alba

    Hola! Me podeis dar el nombre de alguna clinica en EEUU preferiblemente en Nueva York q haga la seleccion de sexo? Estaba miy interesada ya que tengo dos hijos varones y queria la niña.
    O si en algun pais de Europa fuera legal, mejor, porque vivo es España y la logistica de tener q dejar a los dos niños etc se complicaria menos…

    Estoy muy interesada.

    Mucjas gracias

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad relacionada. El uso de foros o formularios indica que está aceptando nuestra política de privacidad y protección de datos..   Cerrar