Gestación subrogada en Hungría

Hungría no cuenta con una ley que contemple la gestación subrogada. En la Ley de Atención a la Salud (1997) únicamente se hace referencia a otras técnicas de reproducción asistida sin incluir este método reproductivo.

Se supone que son varios los centros sanitarios que llevan a cabo procesos de gestación subrogada, siempre y cuando la madre de intención sea la que aporte los óvulos, es decir, casos de gestación subrogada gestacional o completa. Se estima que aproximadamente 15 mujeres al año se convierten en gestantes en la República Checa.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

Subrogación en la Ley de Atención a la Salud

Aunque finalmente no entró en el escrito finalmente aprobado, en la primera versión de la Ley de Atención a la Salud de 1997 se hacía referencia a la gestación subrogada.

En lenguaje húngaro, se habla de dos términos para referirse a la gestación subrogada:

  • Cuidadora del embarazo (“nurse-pregnancy”): para hacer referencia a la gestación subrogada altruista
  • Madre contratada o madre de alquiler (“hired mother”): cuando se trata de casos de gestación subrogada comercial, es decir, en los que la gestante recibe compensación económica por el embarazo.

La primera versión de la Ley de Atención a la Salud hacía referencia únicamente a la subrogación altruista. Las condiciones que se establecían eran:

  • Los padres de intención debían estar casados o unidos legalmente.
  • La madre de intención no es capaz de soportar un embarazo por causarle algún daño a su vida o la del futuro bebé.
  • La gestante debe tener una relación muy cercana con los padres genéticos o padres de intención.
  • La gestante debe tener capacidad legal y física de quedar embarazada
  • La edad de la gestante debe ser entre 25 y 40 años en el momento de la implantación del embrión.
  • La gestante debe haber pasado previamente por un embarazo con el nacimiento de un niño sano.

Además, los padres de intención deben presentar una petición conjunta y la gestante una declaración de conformidad y en caso de estar casada, también debe presentar la conformidad su marido o pareja legal.

Esta regulación incluía además la prohibición no solo de cualquier pago a la gestante sino también los anuncios sobre gestación subrogada. No obstante, no hacía referencia explícita sobre la remuneración o el pago por los gastos derivados del embarazo.

¿Es lícita la gestación subrogada en Hungría?

La subrogación como tal no es lícita en Hungría puesto que la Ley de Atención a la Salud contiene un listado de los procedimientos reproductivos permitidos en el país y la gestación subrogada no es uno de ellos.

Sin embargo, antes de la entrada en vigor de esta ley, aprovechando la ausencia de prohibición expresa, hubo casos de subrogación en Hungría.

Hay controversia acerca de si la subrogación es algo contrario al Derecho Penal. El pensamiento general es que la subrogación no está prohibida. Al mismo tiempo, se debe destacar que la subrogación podría ser considerada un delito, a pesar de que el Código Penal no se pronuncia al respecto.

El Código Penal húngaro únicamente prohibe el uso ilegal del cuerpo humano. Teniendo en cuenta que la Ley de Atención a la Salud no contempla la subrogación en el listado de técnicas de reproducción asistida, podríamos considerarlo un uso ilegal.

La pena marcada en el Código Penal es de 3 años de prisión, aunque puede llegar a ser de hasta 8 años.

Otro aspecto al que hace referencia el Código Penal y que tiene relación con la gestación subrogada es “el cambio o modificación de la unidad familiar”. En él se indica que toda persona que reemplace a su hijo o lo lleve a otra familia, comete un delito. La pena es de hasta 5 años de cárcel.

Aunque esto hace pensar que los acuerdos de subrogación no son válidos bajo la ley húngara, pueden ser puestos en práctica bajo la adopción.

Gestación subrogada a través de la adopción

La forma de sortear la ley en Hungría y poder realizar un acuerdo de gestación subrogada, con los riesgos que ello supone, es a través de la adopción.

La gestante puede renunciar a los derechos del bebé, por lo que éste pasará a manos de su padre legal (el padre de intención). Posteriormente, la mujer del padre podrá adoptar al bebé y convertirse así en la madre legal del hijo, independientemente de que sea ella o no su madre genética.

En caso de que la gestante esté casada, su marido será automáticamente declarado como el padre del bebé por lo que deberá demostrar que no es genéticamente el padre del hijo y así poder adjudicar la paternidad al padre de intención.

2 comentarios

  1. avatar
    karliss

    Sinceramente, no entiendo eso de la gestación subrogada a través de la adopción, ¿me lo aclaráis? Es como un engaño o algo así, ¿verdad? Me parece un poco fuerte, pero sí que es cierto que hecha la ley, hecha la trampa. La gestación subrogada debería estar permitida, ¿qué más da lo que cada uno esté dispuesto a hacer con su vida?

    • avatar
      Andrea RodrigoEspecialista en reproducción asistida

      Hola Karliss,
      no es actuar en contra de la ley puesto que la adopción está permitida, aunque si mintiendo o escondiendo información, lo cual sí es contrario a la ley. Es una manera poco garantista y fiable de realizar la gestación subrogada con numerosos posibles problemas y complicaciones antes durante y sobretodo tras el nacimiento del bebé.

      Es una manera de actuar en los países que permiten la adopción de la pareja, aunque no es recomendable por la poca seguridad.

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad relacionada. El uso de foros o formularios indica que está aceptando nuestra política de privacidad y protección de datos..   Cerrar