¿Por qué y cómo ser padres por gestación subrogada?

Los padres y madres por gestación subrogada, también conocidos como padres de intención, son aquellas personas que recurren al mal llamado vientre de alquiler para poder tener hijos. En la mayoría de los casos, no consiguen ser padres de otra forma y acuden a la gestación subrogada como solución de último recurso.

En efecto, se trata de un método reproductivo complejo y costoso. Requiere la ayuda de una mujer, la gestante, dispuesta a llevar el bebé de otra persona en su vientre durante todo el tiempo del embarazo. Por esta razón, ser padres por medio de la subrogación es un proceso que hay que asimilar y preparar convenientemente.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

¿Quién puede tener un hijo por subrogación?

La gestación subrogada se caracteriza por ser un método reproductivo que, combinado con las técnicas de reproducción asistida pertinentes, ofrece a todas las personas las posibilidades materiales para formar una familia.

Cualquier persona, independientemente de su estado civil (soltera, casada, divorciada, viuda) o de su orientación sexual, puede tener un hijo por medio de la subrogación gestacional.

Así, los colectivos que pueden recurrir a esta técnica reproductiva se pueden dividir en cinco perfiles diferentes:

  • Parejas heterosexuales
  • Parejas gays
  • Parejas lesbianas
  • Mujeres solas
  • Hombres solos

En el momento en que se convierten en padres, estos distintos perfiles configuran diferentes modelos de familias:

  • Familias tradicionales
  • Familias homoparentales
  • Familias monoparentales

Te explicamos a continuación las condiciones y circunstancias por las que cada modelo de familia puede interesarse por el embarazo subrogado.

Parejas heterosexuales o familias tradicionales

Existe una opinión generalizada según la cual la gestación subrogada interesa exclusivamente a los gays. Sin embargo, no es así.

La mayor demanda en materia de gestación subrogada procede de parejas heterosexuales con problemas de fertilidad.

De hecho, algunos destinos sólo aceptan las familias tradicionales con una justificación médica, como es el caso de Ucrania y Georgia.

También es el caso en países como Tailandia o India desde las reformas legales que han instaurado estos dos países. Sin embargo, ya no son opciones factibles para los padres de intención españoles.

Encontrarás más información en el siguiente enlace: Gestación subrogada para parejas heterosexuales.

Parejas homosexuales o familias homoparentales

Cuando se habla de parejas homosexuales, se suele pensar automáticamente en parejas de hombres. Esto se debe al hecho de que, para una pareja gay, la gestación subrogada es la única posibilidad, dentro del espectro de las técnicas de reproducción asistida, que les permite tener un hijo biológico.

Los hombres carecen de la capacidad biológica para gestar, de ahí que se haya asociado la gestación subrogada a las parejas homosexuales masculinas.

Por el contrario, que una pareja de mujeres recurra a la gestación subrogada implica que ambas tienen problemas de salud tan graves como para no poder llevar un embarazo a término.

Estadísticamente, es muy poco probable que eso ocurra, aunque sí es posible y debemos considerar esta posibilidad. Para una pareja de mujeres españolas, los dos únicos destinos posibles son actualmente Estados Unidos y Canadá.

Personas sin pareja o familias monoparentales

En España, contrariamente a lo que puede ocurrir en otros países, las mujeres solas tienen acceso a las técnicas de reproducción asistida. Así, gracias a la donación de semen, una mujer sin pareja o sin pareja masculina puede convertirse en madre sin que ello suponga un problema legal. Sin embargo, la gestación subrogada está prohibida en España.

Por eso, el caso de las mujeres solas que deseen realizar una gestación subrogada en el extranjero puede resultar problemático.

Para una mujer sola, es necesaria una sentencia judicial válida en el país de destino para confirmar la filiación en España.

Hay países extranjeros como Rusia que permiten la gestación subrogada para las mujeres solas. Sin embargo, como no existe una sentencia judicial que determine el parentesco legal de la madre con el niño, no va a poder conseguir que se reconozca la filiación entre ella y su hijo.

Por esta razón, te invitamos a leer con detenimiento el siguiente artículo: Madre soltera por gestación subrogada.

Por el contrario, ninguna técnica de reproducción asistida permite que los hombres solos sean padres en España. Su única opción es ir al extranjero para realizar una gestación subrogada con óvulos de donante.

A nivel técnico, un hombre solo se encuentra en la misma situación que una pareja de hombres. Puede aportar el semen (salvo que exista algún problema de fertilidad) para asegurar la relación genética.

Un hombre solo no tendrá problema para registrar al bébé en España si es el padre biológico.

Sin embargo, pocos países permiten todavía el acceso a la gestación subrogada para los padres solos. Únicamente Estados Unidos y Canadá lo permiten de momento.

Encontrarás toda la información pertinente sobre los hombres solos que quieren ser padres en el siguiente enlace: Ser padre solo.

Ser padres por gestación subrogada

Pasar por la gestación subrogada pone a los futuros padres en una situación singular, en la que no pueden vivir el embarazo en primera persona.

Puede existir un sentimiento de frustración, de desposesión del embarazo y de falta de control sobre el mismo, ya que la gestante es una persona autónoma, con su propia vida, que además suele vivir lejos.

Los futuros padres deben estar emocionalmente preparados y convencidos para asumir todo el proceso. De hecho, las agencias suelen programar un test psicológico para los padres de intención.

Condicionantes para decidirse

Contrariamente a lo que se podría pensar desde un punto de vista externo, la gestación subrogada no es una técnica que se elija por comodidad para librarse de las molestias del embarazo. De hecho, es raramente una primera opción.

Para una mujer, renunciar a llevar su propio bebé representa casi siempre un sacrificio. Sin embargo, cuando no existen otras soluciones médicas, algunas mujeres consiguen superar su posible frustración pensando en el bien mayor de ser finalmente madres después del nacimiento de su hijo.

Por otra parte, las posturas más o menos radicales del debate acerca de la gestación subrogada pueden intimidar a los futuros padres. Cohibidos, no se deciden a iniciar el tratamiento por temor a la discriminación que podrían sufrir sus hijos en una sociedad que rechaza esta práctica.

La difusión mediática del embarazo subrogado podría sin embargo contribuir a normalizar la situación de los niños que nacen por esta técnica. La prensa se hace eco de cada vez más famosos que recurren a este método para tener hijos.

Para conocer a algunos de ellos, sigue el enlace: Lista de famosos que han recurrido a la gestación subrogada.

Firmar un contrato de subrogación

Existen dos formas principales para ser padres mediante un embarazo subrogado:

El contrato comercial o mercantil
la gestante subrogada recibe una compensación económica por las molestias ocasionadas y los riesgos asumidos.
El contrato altruista o solidario
la gestante subrogada no recibe compensación económica alguna, pero los gastos ocasionados por el embarazo están cubiertos por los padres de intención.

Las personas que desean tener un bebé por subrogación deben tener en cuenta cuál es la legislación que rige el procedimiento en el país en el que se vaya a llevar a cabo el proceso.

La participación de la gestante hace más compleja la toma de decisiones y obliga a planificar absolutamente todos los aspectos del embarazo:

  • Seguimiento médico
  • Rutina diaria en cada etapa (por ejemplo, alimentación y actividad física)

Es una de las razones de ser del contrato de gestación subrogada, en el que se deben especificar las condiciones que se deben cumplir así como las decisiones que hay que tomar en cada situación.

¿Cómo es el proceso?

El contrato de gestación subrogada es nulo en España, tal y como anuncia la ley española 14/2006 de reproducción asistida. Según esta ley, la madre legal es la persona que da a luz. Por lo tanto, no se debe realizar esta práctica en España, ya que no existe ningún tipo de garantía para los futuros padres.

Los futuros padres deben acudir a un país extranjero en el que este método reproductivo sea legal. Se deberán tener en cuenta tanto las exigencias del país elegido como las de España para que la filiación del bebé se reconozca sin problemas.

Si quieres formar una familia, puedes usar La Calculadora para obtener un informe de situación actualizado y con todos los detalles acerca de los destinos que recomendamos por sus garantías y seguridad según cada modelo de familia. Nuestro riguroso criterio de selección de las mejores empresas sumado a tus necesidades concretas permitirá a nuestro equipo de especialistas darte una solución integral.

El procedimiento a seguir para poder convertirse en padres es el siguiente:

  • Elegir un destino adecuado acorde a la legislación y a la situación de los futuros padres
  • Contratar los servicios de los profesionales necesarios
  • Elegir a la gestante
  • Firmar el contrato de subrogación gestacional y preparar todos los documentos legales requeridos
  • Realizar el proceso médico de FIV y transferencia embrionaria a la gestante
  • Obtener el reconocimiento de la paternidad legal, tanto en el país de nacimiento como en España

En este enlace puedes encontrar de forma detallada los diferentes pasos para poder llegar a ser padre por subrogación: Pasos a seguir en gestación subrogada.

¿En qué momento se convierte uno en padre?

La propia expresión padres de intención indica que los padres se convierten en padres desde el momento en que toman la decisión de tener un hijo y empiezan el proceso que concluirá por el nacimiento del bebé.

Lo más probable es que, en su corazón, se sientan plenamente padres de la criatura desde su concepción en el laboratorio por fecundación in vitro.

Sin embargo, desde un punto de vista legal, el momento en que se reconozca la filiación a los padres de intención dependerá del país extranjero en el que se haya realizado el tratamiento.

El registro del bebé en España se hará siempre después del nacimiento.

En el caso de Estados Unidos, Canadá y Grecia, la filiación se establece por sentencia judicial:

  • Un juicio se celebra previamente a la transferencia embrionaria. En algunos países, se lleva a cabo una vez la mujer gestante está embarazada o una vez ha dado a luz.
  • Sea de manera previa o posterior al nacimiento, los padres de intención obtienen una sentencia judicial que acredita que el niño es legalmente su hijo.
  • En España, el niño puede ser registrado directamente como tal si la sentencia judicial se considera válida.

Encontrarás más información en el siguiente enlace: Sentencia judicial para la filiación.

En el caso de Rusia, Ucrania y Georgia, el procedimiento no es judicial sino administrativo:

  • Cuando nace el bebé, los padres de intención reciben el certificado de nacimiento y la renuncia de la gestante.
  • Deben presentar estos dos documentos en el consulado español para poder registrar al bebé como hijo del varón de la pareja.
  • La madre de intención no es la madre legal hasta que no concedan la paternidad legal a su pareja masculina y se haga un proceso de adopción.

En este artículo puedes consultar cómo se reconoce la filiación en esta situación: Filiación por adopción en gestación subrogada.

Preguntas de los usuarios

¿Cuándo se necesita un embarazo subrogado?

Se necesita cuando existe una incapacidad para gestar, sea por razones biológicas (hombres solos y parejas de hombres), sea por problemas de fertilidad que impiden el embarazo o ponen en peligro la vida de la madre o del bebé.

Encontrarás más detalles en el siguiente enlace: Gestación subrogada por infertilidad e incapacidad de gestar.

¿Dos gays pueden ser padres por vientre de alquiler?

Preferimos evitar la expresión vientre de alquiler por considerarla despectiva y muy reductora. Es la razón por la que preferimos hablar de gestación subrogada, término compuesto en el que gestación designa el fenómeno fisiológico del embarazo y subrogado significa que una persona hace algo en lugar de otra persona.

Un pareja de hombres puede efectivamente tener hijos biológicos por gestación subrogada, pero sólo en un país en el que la subrogación gestacional sea legal y esté permitida para este modelo de familia. Es el caso de Canadá y de algunos estados de EEUU (no todos).

Puedes encontrar más información aquí: Gestación subrogada para parejas gays.

¿Puede una mujer soltera tener un hijo por maternidad subrogada?

Al igual que sucede con vientre de alquiler, maternidad subrogada no es una expresión acertada porque el concepto de maternidad es mucho más complejo y completo que la sola etapa del embarazo.

Dicho eso, una mujer sola puede ser madre soltera por gestación subrogada, pero siempre en un país en el que la gestación subrogada sea legal para este modelo de familia. Actualmente una mujer sin pareja (masculina o femenina) puede acudir a algunos estados de EEUU, Canadá, Grecia o Rusia. Pero para poder volver a España con su bebé, necesita una sentencia judicial que la DGRN (Dirección General de Registros y del Notariado) reconozca como válida. Por lo tanto, Rusia queda descartada como destino posible para mujeres solas españolas.

Si quieres ser madre soltera por gestación subrogada, puedes encontrar más información en este artículo: Ser madre soltera.

¿Puede la gestante reclamar la maternidad del bebé?

Los derechos de la gestante sobre el bebé dependen de las condiciones legales del país en que se realiza el tratamiento de gestación subrogada. Por ejemplo, en Rusia, es necesario que la gestante dé su consentimiento para que los padres puedan adoptar al niño. Si no lo hace, es por defecto la madre legal del niño. En cambio, en Ucrania, los padres de intención se convierten en padres legales desde el momento de la transferencia embrionaria.

Cuando la filiación se establece por sentencia judicial, es la decisión del tribunal la que marca la relación entre los padres y el bebé. Por lo tanto, puede ser previa o posterior al nacimiento, según los usos en el país elegido, pero la gestante no tiene derechos ni responsabilidades a partir del momento en que existe una sentencia judicial.

¿Cuánto cuesta tener un hijo subrogado?

El coste depende de varios factores. El más determinante es el país (o estado dentro de un país) elegido. En Estados Unidos, por ejemplo, el proceso es más caro en comparación con Grecia, Ucrania, Rusia o Georgia. Por otra parte, el precio puede variar considerablemente según el proceso médico, por ejemplo si se necesitan óvulos de donante o un diagnóstico genético preimplantacional.

Para conocer los precios aproximados de un tratamiento de gestación subrogada y el desglose de los costes, accede al siguiente post: Precios en gestación subrogada.

Lectura recomendada

En la actualidad, se recomienda encarecidamente recurrir a la gestación subrogada completa o subrogación gestacional, en la que el embrión está concebido con los óvulos de la madre de intención (o, en su defecto, de una donante). En cambio, no se aconseja recurrir a la gestación subrogada tradicional, en la que la gestante también aporta sus óvulos y se convierte por lo tanto en la madre genética del bebé. Encontrarás más detalles acerca de los dos tipos de gestación subrogada aquí: Diferentes tipos de gestación subrogada.

Si una persona decide tener un bebé por subrogación, le recomendamos que se informe muy bien acerca de todo el proceso y que siga los pasos que se describen en el siguiente artículo: ¿Cuáles son los pasos a seguir en gestación subrogada?

Se suele contraponer la gestación subrogada a la adopción, sin tener en cuenta que ser padres por adopción y ser padres por gestación subrogada son realidades muy dispares. Descubre sus diferencias en el siguiente enlace: Gestación subrogada y adopción.

Si estás considerando la opción de la gestación subrogada pero todavía no tienes claro si te vas a sentir cómodo siendo padre o madre por gestación subrogada, te aconsejo que visites nuestra sección de testimonios en el enlace que te indicamos a continuación: Testimonios de gestación subrogada.

6 comentarios

  1. Destacado
    avatar
    Yolanda Mares

    hola a todas

    ojala me pueda ayudar se que este articulo ya tiene tiempo y hay modificaciones en la ley, de que ya a extranjeros no se puede prestar este servicio, la pregunta es si ¿ mi esposo y yo somos mexicanos pero vivimos en USA hay algún problema?
    Otra pregunta es que si es legal empezar el proceso de subrogación en un estado que no este autorizado,(como en Guadalajara), solo que el bebe nazca en Tabasco o Sinaloa (tengo entendido que ya es legal ahi ?
    bueno agradecerías sus respuestas, buen dia 🙂

    • avatar
      Sara SalgadoEspecialista en reproducción asistida

      Hola Yolanda Mares,

      Siempre y cuando cumpláis con las condiciones exigidas por el estado en el que hagáis el proceso de gestación subrogada no habría problema en que residáis en USA. El proceso debe llevarse a cabo íntegramente en uno de los estados que permita la subrogación (Sinaloa o Tabasco), no puede hacerse parte en otro estado ya que no es legal allí. La ley estatal ampara el acuerdo siempre y cuando se haga en ese estado.

      Puedes consultar las nuevas condiciones de Tabasco y Sinaloa en este artículo: Gestación subrogada en México.

  2. Destacado
    avatar
    Fer

    Buenas, soy un hombre soltero y quiero ir a USA para tener un bebé. ¿Me podrían precisar cuales son los estados a los que podría acudir? Muchas gracias.

    • avatar
      Isabelle GuttonEspecialista en gestación subrogada

      Buenas tardes Fer,

      Una gran mayoría de estados en Estados Unidos permiten que un hombre solo realice una gestación subrogada. Te aconsejo que lo hables directamente con abogados de allí porque, así, podrás ver con más claridad cuáles son los estados que te resultan más cómodos.

      Por otro lado, si necesitas un poco de orientación, te recomiendo que hagas uso de la siguiente calculadora de presupuestos: ¿Cuánto podría costarme la gestación subrogada en mi caso?

      Un saludo

  1. avatar
    George

    Me parece estupendo que la ley española vaya abriéndose camino poco a poco y de facilidad a la hora de inscribir a los niños. Muy interesante el vídeo y muy bien explicado.

  2. avatar
    Maria Molla

    Pienso lo mismo, está muy bien explicado. Es un procesos muy variante entre unos y otros países y aquí se entiende muy bien. Enhorabuena.

      Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.